Reina Valera 1909

2 Timoteo

1 2 3 4

Chapitre 1

PABLO, apóstol de Jesucristo por la voluntad de Dios, según la promesa de la vida que es en Cristo Jesús,

1.

A Timoteo, amado hijo: Gracia, misericordia, y paz de Dios el Padre y de Jesucristo nuestro Señor.

2.

Doy gracias á Dios, al cual sirvo desde mis mayores con limpia conciencia, de que sin cesar tengo memoria de ti en mis oraciones noche y día;

3.

Deseando verte, acordándome de tus lágrimas, para ser lleno de gozo;

4.

Trayendo á la memoria la fe no fingida que hay en ti, la cual residió primero en tu abuela Loida, y en tu madre Eunice; y estoy cierto que en ti también.

5.

Por lo cual te aconsejo que despiertes el don de Dios, que está en ti por la imposición de mis manos.

6.

Porque no nos ha dado Dios el espíritu de temor, sino el de fortaleza, y de amor, y de templanza.

7.

Por tanto no te avergüences del testimonio de nuestro Señor, ni de mí, preso suyo; antes sé participante de los trabajos del evangelio según la virtud de Dios,

8.

Que nos salvó y llamó con vocación santa, no conforme á nuestras obras, mas según el intento suyo y gracia, la cual nos es dada en Cristo Jesús antes de los tiempos de los siglos,

9.

Mas ahora es manifestada por la aparición de nuestro Salvador Jesucristo, el cual quitó la muerte, y sacó á la luz la vida y la inmortalidad por el evangelio;

10.

Del cual yo soy puesto predicador, y apóstol, y maestro de los Gentiles.

11.

Por lo cual asimismo padezco esto: mas no me avergüenzo; porque yo sé á quien he creído, y estoy cierto que es poderoso para guardar mi depósito para aquel día.

12.

Retén la forma de las sanas palabras que de mi oíste, en la fe y amor que es en Cristo Jesús.

13.

Guarda el buen depósito por el Espíritu Santo que habita en nosotros.

14.

Ya sabes esto, que me han sido contrarios todos los que son en Asia, de los cuales son Figello y Hermógenes.

15.

Dé el Señor misericordia á la casa de Onesíforo; que muchas veces me refrigeró, y no se avergonzó de mi cadena:

16.

Antes, estando Él en Roma, me buscó solícitamente, y me halló.

17.

Déle el Señor que halle misericordia cerca del Señor en aquel día. Y cuánto nos ayudó en Efeso, tú lo sabes mejor.

18.
1 2 3 4

Version audio

Si votre navigateur ne supporte pas le HTML5, cliquez ici :

Prédications texte

Entre tentation et péché 20/07/2018

Le mot "péché" est une traduction du mot grec "hamartia" ce qui signifie rater la marque. Le péché, c'est enfrein... lire la suite

Marie reine des Cieux 26/06/2018

L'expression "la reine des Cieux" apparaît deux fois dans la Bible, les deux fois dans le livre de Jérémie. Le premier... lire la suite

Billy Graham apostat 19/06/2018

Billy Graham n’est pas celui que vous connaissez. Si l’on examine les faits, ailleurs que dans ses campagnes publiq... lire la suite

Les échecs sont nos tremplins vers le succès 21/01/2018

Dans mon travail d'évangéliste, j'ai rencontré beaucoup trop de gens qui ont une vision négative d'eux-mêmes, ils sont... lire la suite

Votre nourriture a-t-elle été sacrifiée aux idoles? 21/01/2018

8. Ce que j'ouïs bien, mais je ne l'entendis point, et je dis : Mon Seigneur, quelle sera l'issue de ces choses? ... lire la suite

Un chrétien peut-il manger halal 18/01/2018

25. Mais à l'égard de ceux d'entre les gentils qui ont cru, nous en avons écrit, ayant ordonné qu'ils n'observent rien... lire la suite